Written by 09:39 Arte Contemporáneo Ecuador, Destacados

“Muebles”: Exposición de Pablo Barriga en N24

Publicamos una reseña de la historiadora del arte Susan Rocha sobre la exposición “Muebles” del artista Pablo Barriga, presentada en la galería N24 de Quito el 19 de mayo del presente año. Incluimos un registro fotográfico de las obras y el montaje realizado por Alexander Alcocer, cortesía de Martina Avilés, productora del espacio cultural. La muestra estará abierta al público hasta el 18 de junio. 

Pablo Barriga. Muebles. Afiche / Promocional. 2021. Diseño: José Avilés

Pablo Barriga. Vista exhibición Muebles, N24 Galería. 2021. Fotografía: Alexander Alcocer, N24 Galería de Arte, 2021

Pablo Barriga. Vista exhibición Muebles, N24 Galería. 2021. Fotografía: Alexander Alcocer, N24 Galería de Arte, 2021

Pablo Barriga

Los muebles como compañía

Por Susan Rocha

Resguardo, aislamiento, vacío, emplazamiento, desplazamiento y espacio cotidiano. Estas son las primeras ideas que vienen a mi cabeza al mirar las obras de Pablo Barriga. Es inevitable sentir un estremecimiento al mirar los soportes de telas estampadas y las representaciones de muebles que se presentan como vestigios, como huellas que dan cuenta de una ausencia. Esa ausencia nos hace pensar en la relación que construimos con las cosas que nos rodean y con aquellas cosas que se han perdido en el camino.

Una de las indagaciones evidentes de la obra de Barriga durante la pandemia es la relación con los objetos. En su gesto se siente el tiempo pasado en confinamiento y las reflexiones acerca de las cosas a su alrededor. Los muebles son objetos familiares que guardan una relación fuerte con nosotros, pues nos acompañan en casi todas nuestras actividades. Pienso pues que poseen una relación de metonimia con los sujetos, en tanto que, más allá de lo útil, hay también una relación íntima, estética y de convivencia con ellos. De hecho, desde hace unos meses vengo pensando en que existe una relación panteista no religiosa entre los objetos y sus dueños, al punto que estos se convierten en una suerte de emanaciones del yo.

Pablo Barriga. S/T, De la serie Muebles. Pintura acrílica sobre tela de algodón. 140 x 140 cm. 2020

Pablo Barriga. S/T, De la serie Muebles. Pintura acrílica sobre tela de algodón. 140 x 140 cm. 2020

Al plantearle al artista mis ideas, me contesta que creó estas obras tras llevar un tiempo en cama debido a un pequeño accidente en una residencia artística que sufrió justo un poco antes de cuando inició la pandemia. Fue ahí que comenzó a observar los muebles de manera diferente. Asegura que aunque los muebles quedan como compañía en ocasiones como ésta, en otras, quedan también solos, abandonados y otras veces, son ellos quienes nos abandonan. “Me puse a ver los muebles fuera de mi contexto personal, comencé a trabajar la idea de presencia y ausencia, presencia del mueble y ausencia de la persona. Así comencé a llevar esta temática de los muebles a la idea de la migración, del desplazamiento. Siempre una persona puede verse afectada con la destrucción de un objeto, por pequeño que este sea” (Entrevista, 25 de mayo de 2021). Me dice que los muebles abandonados pueden haber pertenecido a sujetos desplazados. Son objetos que entran en relación con tantas formas de movilidad humana obligada que dialoga con este juego de presencia y ausencia. Así, objetos mínimos dan cuenta de narrativas sirias, palestinas, venezolanas, pero también los migrantes propios han dejado registros en sus muebles. Este contenido implícito se siente al mirar las pinturas.

Pablo Barriga. S/T, De la serie Muebles. Pintura acrílica sobre tela de algodón. 140 x 140 cm. 2020

Pablo Barriga. S/T, De la serie Muebles. Pintura acrílica sobre tela de algodón. 140 x 140 cm. 2020

Los estampados floridos dialogan con representaciones sobrias, con una paleta bastante acotada de tres a cuatro colores y pocos trazos que dan cuenta de que Barriga es un observador muy crítico del contexto, una característica que ha demostrado a lo largo de toda su trayectoria. Una de sus primeras exposiciones en la década de 1980 fue sobre cucharas como una representación de la cotidianidad.  “Siempre he tenido algo con apegarme a la realidad”, me dice.

El que los protagonistas de sus obras sean cosas aparentemente anodinas, hace que representarlas articulando forma y contenido sea verdaderamente un reto. Sería muy fácil quedarse a medio camino entre el realismo y la expresión, pero Barriga logra realmente una integración solvente en su pintura.

Pablo Barriga. Vista exhibición Muebles, N24 Galería. 2021. Fotografía: Alexander Alcocer, N24 Galería de Arte, 2021

Pablo Barriga. Vista exhibición Muebles, N24 Galería. 2021. Fotografía: Alexander Alcocer, N24 Galería de Arte, 2021

Pablo Barriga (Quito, 1949)

Su vida profesional se caracteriza por diversas etapas, tanto en su producción artística como en su formación profesional que inicia en la Universidad Central del Ecuador, luego en Saint Martin’s School of Art en Londres, y años después en la Universidad de Cincinnati, EEUU. Posgrados realizados con becas del British Council y la Comisión Fulbright. Su interés creativo le ha llevado de la pintura a la construcción de objetos, libros de artista y performances. Sus obras se han visto en la calle y otros lugares no convencionales como un hospital abandonado u otro habitado por enfermos mentales, a más de galerías y museos en Quito, Guayaquil y Cuenca. Tiene realizadas una veintena de exposiciones individuales y varias participaciones en bienales del país y el extranjero. También su labor pedagógica a nivel universitario ha estado acompañada de la escritura sobre temas de arte y de acercamientos literarios en el relato. En el año 2015 fue reconocido con el premio nacional Mariano Aguilera a la trayectoria artística (Biografía proporcionada por N24).

Pablo Barriga. Retrato Pablo Barriga. 2021. Fotografía: Mateo Barriga

(Visited 301 times, 1 visits today)
Close