«Espacio Fantasmagórico». Exposición de David Cevallos en Arte Actual Flacso

La muestra “Espacio Fantasmagórico” del artista David Cevallos se realizó en Arte Actual Flacso del 11 de diciembre de 2018 al 22 de febrero del presente año. En Paralaje compartimos una memoria de esta exposición que incluye una reseña de Paulina León, actual directora de la galería, en la cual analiza la puesta en escena de las obras artísticas, y una selección de fotografías de Jennifer Pazmiño.

Reseña de la exposición

Por Paulina León C.

La exposición Espacio Fantasmagórico del artista David Cevallos nos presenta un recorrido en tres estancias, una historiografía subjetiva de los objetos que insinúa nuestras relaciones con lo doméstico, lo siniestro y lo espiritual.

El ambiente y la actividad domésticos se transforman en la materia prima para la realización de su obra. En la primera sala aparecen objetos, residuos atesorados durante décadas por alguien en algún lugar, como electrodomésticos obsoletos, recuerdos de viajes o papelería antigua, que el artista resignifica introduciéndolos en el campo del arte a través de estrategias como el ready made. El emplazamiento de estos objetos en el espacio expositivo los dota de aura museal con una intencionada búsqueda de institucionalización de lo vacuo.

El orden es la obra (objetos antiguos puestos en orden de estatura), medidas variables, año indeterminable.

También están presentes varias obras bidimensionales. Por un lado tenemos aquellas catalogadas por Cevallos como collage indefinido, que son composiciones variables a partir de recortes no pegados que se sostienen solamente con la electroestática; por el otro, las denominadas ordenación de objetos, ilustraciones antiguas de herramientas o instrumentos colocados en orden de estatura.

Collage indefinido – papelería antigua, A3, A2, año indeterminable
Ready-made de cartera vieja, año indeterminable.

Collage indefinido – papelería antigua, A3, año indeterminable.

Ordenación de objetos, A3, 2015.

La segunda estancia, que resalta por su inusual montaje, es un espacio donde “lo redondo” toma protagonismo. Dispuestas en mesas semicirculares aparecen formas lúdicas, humildes, de colores apastelados que, a través del acto reiterativo de pulir, vieron desaparecer sus bordes. Estos objetos redondeados, obra inofensiva o basuritas como el artista las llama, junto con sus pinturas repetidas, resurgen en un ambiente inmaculado e impoluto que se ve perturbado por la presencia de lo que pareciera un agujero negro en la pared.

Coprolitos, Instalación, 2019

Objetos en equilibrio precario, papel mache, 2015-2018
http://davidcevallosdiaz.blogspot.com/2018/05/mosquito-en-molino.html
http://davidcevallosdiaz.blogspot.com/2015/01/blog-post.html

“Ralex”, acrílico sobre cartulina, formato A3, 2017.

El extrañamiento que produce la propuesta de Cevallos se intensifica en la tercera sala, denominada Zanktasantorum, lugar sagrado donde convive lo solemne, lo geométrico y la luminosidad, haciendo referencia a la estética funeraria del Malevich Coffin. Figurillas de formas geométricas construidas con papelería antigua son dispuestas sobre una mesa blanca. Las sombras de estas formas se proyectan a la pared.  Aquí se devela con mayor intensidad la reflexión/acción acerca de los quehaceres domésticos, actividades repetitivas relacionadas con los cuidados, la limpieza y orden del hogar, que el artista traduce en una obsesión por clasificar metódicamente los elementos que componen su obra y por la repetición del gesto manual.

Malevich’s Coffin, set de figuras de papel antiguo, 1912-2018
http://davidcevallosdiaz.blogspot.com/2015/12/ojo-2.html
http://davidcevallosdiaz.blogspot.com/2015/12/blog-post_78.html
http://davidcevallosdiaz.blogspot.com/2015/12/blog-post_7.html

Malevich’s Coffin, set de figuras de papel antiguo, 1912-2018.
(ventana) Homenaje a “El Container”, acrílico sobre mdf, 21 cm, 2018.

Este afán de David Cevallos por rescatar objetos en peligro de extinción, por resignificar aquellos residuos de personas y crear nuevos objetos cotidianos nos sitúa en el lugar de lo siniestro (unheimlich), de aquello extrañamente familiar, misterioso e inquietante.

– 

Juego de palabras entre Paulina León y David Cevallos

Ella dice – él responde.

Mausoleo – Abuela

Antiguo  – Perdido

Colonia – Tía

Apastelado – Bondad, sobrino

Agujero negro – Puerta dimensional al vacío

Doméstico – Ordenar mi cuarto, mi taller y mi vida

Funerario – Llorar, catarsis, último adiós

Pilar de luz – Pilar Flores

Redondo – Inofensivo

Repetir – Obsesión

Fantasma – Laura

Sombras – Inminencia maligna que se cierne sobre mi

Aspiradora – Nadie la tomaba en serio, solo yo

Amarillo  – Antigüedad

Rosado – Aura

Urna – Bebé

El olvido – Riesgo de desaparecer

Residuo – Oportunidad

Lo sagrado – El misterio

Insistir –  Fallar, fallar, fallar, acertar, acertar, acertar, volver a fallar

Simulacro – Exponer

Fotografías: Jennifer Pazmiño

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *